Mónica Beas, arte feminista con los bototos puestos

Mónica Beas es artista visual chilena radicada en Los Ángeles (EEUU), se define como eco-anarcha feminista radical, como muchas no separa la obra del autor y mucho menos su vida cotidiana de sus obras. El año 2018 bordó los nombres de las 1.215 mujeres mexicanas asesinadas. Ya sea en formato patchwork o collage su pensamiento se deja entre ver en cada una de sus obras y por eso la invitamos a compartir sus reflexiones.

 

¿Desde cuándo te consideras feminista?

No recuerdo ninguna instancia en vida donde no me haya sentido inspirada por el “woman power”.  Sin embargo y técnicamente articulando la palabra Feminismo, desde los 16 años cuando, mi profesora Angelica nos habló de la Simone de Beauvoir, recuerdo perfectamente ese momento y lo que sentí cuando nos habló de ella y sus teorías, en ese instante supe que “mi condición” tenía un nombre: feminismo.

¿Con qué tipo de feminismo te sientes más representada?

Me defino Eco-Anarcha Feminista Radical. Considero el Feminismo Liberal como un obstáculo, para mi, no tiene sentido luchar por la igualdad, y así solo acceder al mismo nivel de opresión. Por eso, me identifico con el Eco-Anarcho feminismo radical porque creo que el sistema capitalista es insostenible. Creo en la autodeterminación y la autogestión, no creo en nada que violente la libertad de los seres humanos, del planeta, de la naturaleza, y de los animales.

¿En qué sientes que el feminismo ha mejorado tu vida?

Siento que el feminismo me ha dado un enorme sentido de responsabilidad. El tener conciencia que otras mujeres lucharon para que podamos acceder a libertades que hoy me parecen básicas, me inspira a desarrollarme en todo sentido. Pienso en todas las pinturas, canciones, y libros que no se pudieron pintar, componer y escribir por falta de medios, reprensión, o discriminación tan solo por el hecho de ser mujer. Eso es lo que me inspira y aún cuando pueda estar aterrada o harta de todo, sigo adelante por mi y por todas mis compañeras que en paz descansen.

¿De qué nos reímos las feministas?

¡De los buenos chistes!

¿Quiénes son las feministas que te inspiran?

Primero, la Simone de Beauvoir quien me ayudó articular todo lo que he sentido desde niña, me inspira tanto en la parte teórica como su humanidad, además también me inspira Amanda Labarca, a quien también conocí a los 16 años, y dejó una huella indeleble en mi y siempre la pienso. En general, me inspiran las mujeres valientes aunque no se autodenominen feministas,  aquellas que caminan su camino a pesar de todo,  como por ejemplo, una de las primeras fue Camille Claudel, en este grupo también se encuentran Frida Kahlo, Alfosina Storni, Delimira Agustini, Yayoi Kusama, Billie Holiday, Margaret Serger, Doria Shafik, Edith Piaf, Julia de Burgos, Comandanta Ramona y las guerrilleras zapatistas, y claro, también y siempre todas las mujeres que luchan a diario en las trincheras del mundo por cortar sus cadenas.

¿Tienen los hombres un lugar en el feminismo?

Hace un par de años escuché a una activista decir que cuando has sido privilegiado por tanto tiempo, la igualdad te puede parecer una injusticia.

¿Es posible hablar de arte feminista?

Sin duda! Aún más, las mujeres artistas latinoamericanas entre 1960 y 1980 fueran vanguardistas del arte feminista y su trabajo es indiscutiblemente relevante hoy. Las gringas también han hecho arte feminista desde los 60’s, pero recién ahora están siendo reconocidas, el mejor ejemplo de esto es Judy Chicago.

En el caso de las artistas feministas latinoamericanas, estamos en menos cero en cuanto a su reconocimiento tanto artístico como para el movimiento. La exhibición “Radical Women: Latin American Art, 1960–1985”, la cual anda viajando por el mundo,  debería ser montada y presentada en los distintos museos de Latinoamérica, sin excepción.  Hay artistas chilenas en esa exhibición que nadie conoce, a pesar de exponer un trabajo excelente.

En mi caso, todo mi es arte es completamente feminista incluyendo mis bolsos, Patchwork, bordados, series fotográficas etc. Me identifico con mi trabajo en plenitud con el arte de las mujeres artistas radicales de esa época, me encanta la perspectiva punk que se crea en el sentido de la autogestión.

¿Se puede separar la obra del autor?

En lo personal, no puedo, mis libros, mi jardín, mis mezcales de té de flores, la decoración de mi casa, mis bordados, mi estilo de vida en general es mi arte que se materializa en mis obras. Siempre digo que mis lecturas es lo que soy, y mi arte es producto de mis lecturas.

¿Feminista se nace o se hace?

Creo todas las mujeres nacemos con los bototos puestos, aunque no todas saben que los tienen puestos.

 

 

 

 

 

 

 

 


Para revisar su trabajo pueden ir a https://monailtd.blogspot.com/

ig @monailtd fb https://www.facebook.com/monailtd

Gracias especiales para Paula Costabal por el vínculo y el apañe.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *